-

Bondad nº 80: La asertividad

 

Estimad@s lector@s:


Ser asertiv@s consiste, básicamente, en defender nuestros derechos sin vulnerar los derechos de los demás. Es un tipo de conducta que permite adaptarnos a ciertas circunstancias, evitando que nuestros derechos sean vulnerados por otras personas (que a su vez sean tóxicas o tengan comportamientos tóxicos), sin tener nosotr@s en el proceso el mismo comportamiento tóxico.

Por ejemplo: en una discusión, algunas personas tienden a encolerizarse (comportamiento ‘agresivo’), de tal forma que las dos personas terminan airadas sin llegan a un acuerdo, pues ambos opinan que el otro ha vulnerado sus derechos u opiniones.

Otras personas tienden a ‘achantarse’ y permanecer calladas, en un comportamiento ‘pasivo’, aguantando el chaparrón, que tiende a ser la opinión o discurso de la otra persona, que asume que su opinión es válida dado que el otro calla y otorga, sin defender sus derechos.

Sin embargo, otro tipo de personas, utilizando la paciencia, la autoestima y sobretodo no alzar la voz, consigue entablar una conversación donde todas las opiniones son escuchadas y debatidas, por orden, defendiendo cada idea y derecho. Todo ello, manteniendo el respeto por los demás, lo que piensan y lo que dicen. Con ello se consigue que la persona agresiva se calme (al ver que su comportamiento no induce a la ira a la otra persona) y que la persona pasiva de su opinión y muestre sus ideas a debate, generando un incremento de su autoestima.



Apoyo la asertividad como la expresión de una sana autoestima. Así que recuerda estas frases y aplícalas cuando te encuentres en una situación parecida, pues puedes lograr salir de una discusión sin que nadie se sienta herido o airado.


Atentamente,



Álex Melic Montañés